Abrevando 

Abrevando 

José Antonio Lavín Reyna 

“Mientras más atacado seas, más bendecido serás”.  

Todo se arregla con la paciencia.   

En una sociedad que premia “la inmediatez”, es decir, que nos ha ido acostumbrando a resolver los asuntos “hoy, ahora y cuanto antes”, la virtud de la paciencia se encuentra infravalorada.  

Pero ¿qué es la paciencia? Es la virtud que hace soportar los males con resignación, por ello se dice que “la paciencia es más útil que el valor”. Otros pensadores afirman que es la cualidad del que sabe esperar con tranquilidad las cosas que tardan. Esta virtud se vincula con la perseverancia o constancia, acompañada del optimismo y la visión positiva de las dificultades cotidianas.  

Esta cualidad generalmente debe ser utilizada por los profesores de primaria y secundaria, a través de las asesorías académicas y de fomentar los valores integrales. Esta acción debe acompañarse Final del formulario  

con conversaciones den manera periódica con los padres para ponernos de acuerdo en cómo formar mejor a sus hijos.   

Cuando los padres suelen acompañar el crecimiento educativo de los hijos, ellos confían y señalan: “No sabemos qué hacer con nuestros niños porque uno es muy desordenado y el otro pone poca dedicación en sus tareas escolares. Les hemos dicho que tienen que cambiar, pero no notamos en ellos grandes cambios; quisiéramos que pusieran mucho mayor empeño”. Según Raúl Espinoza, era la ocasión para hacerles ver que en su labor de padres -como la de nosotros los maestros- debíamos tener la paciencia de un agricultor que con frecuencia va observando el desarrollo de los plantíos que sembró y decide si a aquellas plantitas les hace falta más agua, fertilizante para combatir una plaga, eliminar una zona encharcada, etc. Así el agricultor sabe que con esa paciencia obtendrá los frutos deseados. Y les hacía la comparación, un tanto chusca: “A base de estirar el tallo, las ramas o las hojas de las plantas, no iban a crecer más de prisa”. Que precisamente esa era la virtud que debíamos de cuidar tantos los papás como los profesores: Ser constantes, pacientes, no perder el buen ánimo, corregir con cariño y sentido positivo, etc. Pienso que me entendían y cambiaban de actitud.  

Agrega Espinoza, me gusta observar la labor de los escultores o artesanos quienes, con infinita paciencia, con el cincel y el martillo, van conformando del tosco mármol una bella figura o de una masa informe de arcilla, van modelando hermosas vasijas de barro. Observo que ellos trabajan con serenidad y calma y no existe precipitación en su labor creativa.  

Me vienen a la memoria aquellas palabras sobre el quehacer literario expresadas tanto por Juan Rulfo como por Juan José Arreola sobre que ellos, en realidad, eran “artesanos de la palabra”. Se referían a que para escribir una buena obra de Literatura se requería sopesar cada expresión o palabra hasta que quedara un conjunto verdaderamente estético.  

En ese mismo sentido, admiro mucho a esos jóvenes que con muchos esfuerzos logran realizar sus estudios universitarios. Recuerdo a muchos compañeros que vivían en Netzahualcóyotl otros en Chalco, cuando aún se debían tomar dos o tres tipos de trasporte para llegar a CU, era una travesía diaria.  Se levantaban alrededor de las 4:00 de la mañana para poder llegar a tiempo a su primera clase de 7:00. Al terminar sus clases, muchos se iban a trabajar a un despacho de contadores o abogados, algunos regresaban a la Facultad para cursar otro par de materias y ya tarde tomaban su medio de trasporte colectivo para llegar a su casa alrededor de las 10:00 de la noche. Saludaban a la familia, cenaban algo y  a ponerse estudiar hasta cerca de las 12:00. Yo le preguntaba que si el dormir tan pocas horas no le afectaba y él me respondía que ya estaba acostumbrado y que “se echaba sus cabeceadas” en esos trayectos tan largos de su casa a la universidad y de regreso. De esta manera, resumía   

Pero esto es algo que se observa de forma cotidiana y normal en miles de estudiantes, empleadas y trabajadores en la Ciudad de México. Me gusta llamarles “los héroes anónimos” porque a base de grandes sacrificios sacan adelante a sus hogares, la formación de sus hijos y sus estudios profesionales.  

Ahora en esta generación de cristal, los maestros exigen la rapidez para todo ejercicio educativo, de manera imperativa: los trabajos se requieren a las 11:59 de no llegar a esa hora, no tienen valor, o sea la inmediatez esta llevando a esta generación a no comprender lo que estudian, ya no importa el aprendizaje, ahora importa la rapidez.   

Por ello, es muy certero el célebre el dicho que afirma: “¡La paciencia todo lo alcanza!”. Vaya tiempos  

Algo Más…  

En Iguala, regresamos al terror que imponía el Estado opresor; llegaban y se llevaban a Juan, después a Lucas, seguían con Pedro, continuaban con Moisés y nadie decía nada, ya que a él no le importaba, se conformaba con decir: “algo debieron haber hecho”, cuando llegaron por él, nadie dijo nada y así el pueblo callaba y callaba. El miedo dejó desolación y familias heridas. Ya lo declararon las agencias de EU, México es un país donde el 35% de su territorio es gobernado por las gentes del mal. Por cierto, el alcalde de Iguala, bien contento en Cuernavaca con su camioneta blindada paseando en las mejores plazas comerciales.   

DCXXXV.- Cuándo rescatarán el primer cuadro de la ciudad? Debe ser muy satisfactorio ver un centro histórico sin circulación vehicular y sin ambulantaje. Otra sería la imagen de este pueblo sin alma y abandonado por las autoridades.  

Sabías que: De acuerdo a una investigación, fumar mientras se bebe alcohol aumenta la cruda o resaca.  

Hasta la vista.  

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s